“Movistar se está hundiendo”, dice un cliente “de los de toda la vida”

Publicado el 23 de marzo del 2011

“Todo Titanic encontrará su iceberg” V.P.M

Titanic MovistarMe llama un familiar; llevan 15 años con Telefónica y Movistar, 4 líneas de móvil y un ADSL con Imagenio (echad cuentas de cuánto pueden pagar al mes). Jamás han devuelto un recibo, ni se han retrasado en un pago: una ficha de cliente impoluta. Pero entonces contratan una Blackberry, y Movistar les envía una, pero da de alta 2 líneas de Blackberry. Cuando hablan con Movistar para resolverlo, estos dan de baja la segunda línea y les dicen que devuelvan el recibo en que les cargarán la portabilidad ¿? (de una aparato que nunca han recibido). Cuando lo hacen, Movistar corta ambas líneas y les deja sin móvil… Toca ir a pagar a Correos, a la zona de “morosos”, ya que Movistar dice que mientras no paguen ese recibo (que la propia compañía les había dicho que devolvieran) no les vuelven a conectar las líneas. Y todo a causa de un teléfono que ni han pedido ni han recibido.

Cabe decir que, a pesar de mis esfuerzos anteriores por convencerles de que pasasen a una compañía más barata, jamás han querido saber nada al respecto. “Movistar siempre te resuelve los problemas, es como el Corte Inglés”. Hoy me han llamado, y me ha dicho que no quieren saber absolutamente nada de Movistar, que después de 15 años dejarles sin línea por un error de la propia compañía y obligarles a ir a Correos a pagar la factura es más que un error, es un insulto. Y termina con un “Movistar se está hundiendo. Hace unos años esto no habría ocurrido de ninguna manera” (snif, snif…). Mis sugerencias de que exijan a Movistar dos o tres iPhones y un descuento en las facturas cae en saco roto. No quieren saber nada. “No queremos tener nada de Movistar. Ni siquiera el Imagenio”. Esta reacción se llama “cliente defraudado”. Y no hay nada más grave para una compañía que defraudar a un cliente que siempre te ha defendido: será tu peor enemigo.

Obviamente Movistar no se hunde, pero sí es posible que se le esté subiendo el pavo de ser una compañía tan inmensa, pero no hay duda de que algo no va bien cuando los clientes de Telefónica “de toda la vida” no quieren ni saber de ti. Los 15 minutos que ha estado despotricando contra su antes amada compañía son prueba de ello.

Es tiempo de cambiar, muchachos.

PD: Además, no quieren saber nada de permanencias  ni de teléfonos. Sólo quieren pagar poco y no estar atados a ninguna compañía. ¡Aprended, malditas! 😉

Imagen original de dominio público, via Flickr.

Otros posts que pueden gustarte: